Bajaron la Inmaculada Concepción en Santísimo Cristo de San Francisco

100
El pueblo se dio cita en el templo parroquial para presenciar la Bajada de la Virgen

El pasado 30 de Noviembre, la parroquia Santísimo Cristo de San Francisco, se dio cita en el templo parroquial para presenciar la Bajada de la Virgen, un acto al que el Padre Vílchez, en su gestión acostumbró a la feligresía, para marcar el inicio de las fiestas de la Inmaculada Concepción.

El padre Leonardo López, explicó en su homilía la importancia de esta devoción a la virgen María, haciendo referencia que en los documentos de erección de esta parroquia se otorga a la Inmaculada Concepción  el titulo de co-patrona de la misma.

La misa y la Bajada fue acompañada con gaitas y cantos dedicados a la Virgen Inmaculada con la interpretación de los Zagalines del Padre Vílchez y la coral San Francisco de Asís de la Fundación para la cultura y la gaita Monseñor Luis Guillermo Vílchez, FUNDAPAVIL.

“Esta es la primera Bajada de la Inmaculada en este cuarto templo parroquial”, manifestó el Párroco de Santísimo Cristo, recordando que esta tradición de esta Bajada se dejó de realizar cuando comenzaron los trabajos de remodelación del templo, y desde entonces  no se había realizado.

“Queremos que el cielo se junte con la tierra. Que la tierra sea bendecida por esa luz que trae la Virgen del cielo para que la tierra brille”, dijo el Padre Leonardo López, quien haciendo referencia a la primera lectura seleccionada para esta misa dijo que esta imagen de María bajado, fue prefigurada con nueva Jerusalén defendiendo del cielo, enviada por Dios arreglada como una novia, que es el tema o sentido que se le ha dado a esta Bajada de la Inmaculada en San Francisco.

“Viene a decir la aquí estoy mi pueblo para bendecirlos. Para amarlos, para decirnos que ya no hay llanto, ni luto. No podemos permitir que nuestras vidas se entristezcan”, el sacerdote en su alocución, “María la mujer elegida como la nueva Eva, por quién entró la salvación al mundo, y sigue aquí con nosotros”.

“Tu María eres la tierra nueva Jerusalén, dónde la justicia de Dios se hace realidad”, dijo Leonardo López, al momento que invitó a los presentes a acudir  a la Virgen y ante ella orar por la Iglesia y por los Sacerdotes, “para que ella cuide a los sacerdotes y su sacerdocio”.

Texto: José R. Espina F.

Fotos: José D. Fuenmayor F.